21 abril 2009

Y venga a mirar al cielo

Esa ha sido en pocas palabras la actividad que he podido hacer la semana pasada.
Las tormentas han hecho de las suyas y el tema no ha cuadrado. Apenas una hora y media de bici el martes pasado y se acabó. El resto de días o no he podido, o me he quedado con las ganas viendo llover, o como se preparaba la tormenta.
El fin de semana ha sido de descanso y disfrute en familia. Por supuesto también acompañados de tormentas, pero en este caso apenas han afectado la actividad que queríamos llevar a cabo, que era estar juntos y pasarlo bien.

Esta semana de momento he salido ayer y hoy poco rato, pero algo es algo.
Ayer la cosa quedó en poco más de media hora por que cuando me estaba cambiando, a unos 200 metros de donde estaba hubo un accidente, (que afortunadamente no vi), tan sólo oí el castañazo, pero me quedón un mal cuerpo y un mal rollo que no tenía ganas de estar sobre el asfalto con la bici.
Además para colmo, el polar dijo hasta luego lucas y dejó de funcionar. Mañana lo llevaré al servicio técnico a ver que se cuentan. La verdad es que son una caña, pero entre las interferencias, (por ejemplo rodar por la NII junto a la vía del tren, o pasar bajo una torre de alta tensión), y ahora esto, pues estoy un poco decepcionado la verdad.
Hoy he rodado otra horita y media, aún con un poco de mal rollo de ayer, pero al menos he hecho un poquito más. Hacía un día muy agradable, buena temperatura y solete per sin agobiar.
Cuando he llegado al coche se veía el festival al otro lado del Tibidabo y de vuelta al curro ha caido la tormenta de rigor.

Aquí dejo algunas fotos del fin de semana






No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿como lo ves?