30 julio 2008

Reserva al Pic del Martell

Como estoy retomando la costumbre de "comer roca" los miércoles, hoy como el anterior, he vuelto al Pic del Martell, pero lo curioso es que todavía he encontrado a otro zumbao que se ha apuntado a la barbacoa.

No vaya a pensar nadie que es que estoy entrenando para irme de vacaciones a escalar a algún remoto y tórrido lugar, simplemente es una mezcla entre muchas ganas y masoquismo.



La escogida de hoy ha sido la Reserva, una vía que tiene su hueco en el libro de Soldevila de las 100 mejores de Catalunya. Desde luego, aunque mi escaso bagaje, y lo poco que escalo fuera de las cercanías no me permiten una opinión fundada, me parece que es una vía muy bonita, y de las mejores del Pic. Una lástima que cada día está más sobada, es el precio de la fama.

Hemos escalado en tres largos, empalmando tercero y cuarto, y hoy hemos entrado por la Dire Straits.
Hemos usado unas 10 cintas, semáforo de alien, y camalot 0.75, 1, y 2 (el 2 es prescindible)

El primer largo (por la Dire Straits), va a buscar la placa, enlazando tramos verticales y con muy buena presa. Hemos ido directamente a la reunión de la Reserva (están a 2 metros).Está equipado con parabolts. IV+ 30m.




El segundo largo inicia por un espolón a nuestra izquierda, para entrar en un diedro barrado por un techo. Escalamos alternando placa y diedro con pasos muy bonitos y buena presa. El techo se puede superar por los dos lados. Nosotros hemos pasado por la izquierda, pasando junto a una R (que no hay que montar), que dejamos a la izquierda, y sorteando ahora el segundo techito que tenemos encima por la derecha.
A partir de aquí salimos por un espolón primero, y placa después para llegar enseguida a la 2ª reunión. V, V+ 30m. Encontramos algún clavo, parabolts y hasta un taco de madera.



En el tercer largo salimos a buscar un parabolt que se ve a lo lejos sobre un espolón. Hay unos metros, que aunque fáciles mejor proteger. Una vez llegados al espolón escalamos hasta una placa tumbadilla en la que hay un puente de roca, y que termina bajo un corto tramo ligeramente desplomado y con fisura, que está bien protegido (puente de roca, parabolt y buril), el paso no es difícil pero está sobadillo. Una vez superado, unos metros más arriba y un poco a la izquierda, está la tercera reunión, que nosotros nos hemos saltado, y hemos seguido hasta la cuarta. Este último tramo es bástante fácil y herboso. Tiene un pasito en una placa ya casi llegando a la reunión que está protegido con un parabolt. IV, IV+, V+, IV, III, IV 50m.


En algo menos de hora y media estaba hecha...hoy no he llegado tarde ;-)


28 julio 2008

The Mama´s & the papa´s


Este sábado hemos realizado una visita en versión rápida a este sector cercano al Clot de la Mónica. (reseñas en http://www.onaclimb.com/).

Quedamos para tomar café en el Bruc y resulta que somos una buena colla (Ada, Pokol, Mr.K., Gatta, Blai, y Pekas), además compartimos mesa y tertulia con Pere y Thais, que se van a escalar a un sector con más sombra, eso si caminando más que nosotros.

La nuestra es una aproximación corta en la que Ada se lleva el primer punto rojo del día al encadenarla en muletatracción.
Nos colocamos en la zona B, y hacemos las vías que se puede mientras el sol lo permite. En conjunto buena roca, equipamiento en buenas condiciones y vias que no están mal.
Una vez que se acaba la sombra, pasamos al cercano sector de Vinya Nova, donde resguardados del sol y a la espera de más sombra en la roca, entre conversaciones y risas, se comparten frutas, bocatas, y otras "guarrerías sanas" (o algo así).
Mi tiempo se acaba, así que me retiro contento y agradecido por el buen rato pasado, que ha contribuido a humanizar (aún mas), blogs ya conocidos, y también a descubrir alguno nuevo, en el que seguro también pasaré buenos ratos leyendo.
Viejos amigos, nuevos amigos...avinagraos todos...un placer.

The Avinagrao's


Cazador cazado....





Blai en Iroquesos+ 6a-

Blai en Nyam Nyam 6b


(arriba y abajo) Pekas en Iroquesos+ 6a-






23 julio 2008

Respirando...

Estoy sentado en mi puesto de trabajo mirando la calle por la ventana. Las copas de los árboles se mecen empujadas por una brisa que se ha llevado todas las nubes que a primera hora cubrían el cielo. Fuera debe hacer bastante calor pero aquí, aunque la temperatura es agradable gracias al aire acondicionado, me siento asfixiado esta mañana. En mi cabeza no deja de sonar el estribillo de una canción de Medina Azahara....Necesito respirar.

Como un poco de fruta antes que llegue la hora del descanso del mediodía, y cuando llega ese momento subo al coche sin perder tiempo.

Me han fastidiado un poco desde que han bajado el límite de velocidad a 80, más tiempo invertido en el desplazamiento, menos tiempo para escalar...¡siempre luchando contra el tiempo!

Llego al parking habitualmente desierto en días laborables. Al bajar del coche tomo conciencia del calor que hace. Al menos sopla un poco de marinada que lo hace más llevadero.

Me cambio de ropa, preparo la mochila con el material necesario, lleno una botella de agua, y pongo unas reseñas en el bolsillo lateral de la mochila.

Sólo haciendo esto, casi estoy sudando, pero aún así, tengo ganas de cargarme la mochila a la espalda y encarar la subida que lleva a pie de pared.
Llego a pie de via y da comienzo el ritual de preparar todo el tinglado y colocar el material.


Aunque algo caliente, almenos ahora puedo a sentir como entra el aire por mi nariz.

Primeros movimientos, el tacto de la roca no es el mejor para escalar, pero da igual, produce un efecto tranquilizante que me hace olvidar el reloj. Pasados los primeros metros bastante fáciles, poco a poco me voy sumergiendo en un estado en el que todos los sentidos se concentran en el instante actual, en nada más.... intuir el recorrido, controlar como queda la cuerda, proteger, leer la roca, ejecutar el siguiente movimiento...

El largo se pone vertical y con pasos más finos. Ahora todo fluye de manera instintiva, pero consciente.


Llego a la reunión. Montar, fijar cuerda, rapelar, fraccionar para evitar filos, desmontar R, cargar el resto de material, volver a subir desmontando, otra vez arriba, preparar cuerda, material y a por otro largo, terminas y vuelves a empezar como si se tratase de un tantra gracias al cual vuelvo a sentir como cada inspiración llena mis pulmones de aire...de vida.

La vía termina, ordeno el material y lo guardo en la mochila. Paseo la mirada relajada al horizonte, y recorro esa fascinante línea que separa el cielo del mar. Acto seguido emprendo el regreso al coche y miro la hora. Aprieto el paso...¡otra vez llegaré tarde al trabajo!

15 julio 2008

Mickey Mouse a la Roca Gris

Para este sábado la intención era escalar algo más largo, con más carácter y de mayor dificultad, pero con la mitad superior de Montserrat oculta bajo las nubes, algo de viento, y mucha humedad decidimos que no es el día y nos vamos a pasar la mañana en la más agradecida cara sur que promete comportarse en un día en el que parece que el sol no hará una fondee con nuestros sesos debajo del casco.


La aproximació a esta vía es bien cortita y evidente, apenas 30 minutos que sirven para terminar de despertarnos, pues con toda la vegetación chorreando cae la segunda ducha del día.


La vía tiene un trazado bonito, buena roca, y está bien equipado, aunque bastante forzado en algún momento, llegando a recordarme al último largo de la Francesc Casanova al Plec de Llibre Superior.
El último largo, en lugar de salir por donde va la vía, lo hemos escalado por el atractivo y fácil diedro que afortunadamente permanece limpio.
Comentar que en ningún momento pasamos calor, más bien fresco en algún momento en los primeros largos, al bajar un poco las nubes, después temperatura perfecta para escalar.
Aproximamos desde la Vinya Nova, iniciando el camino en el lecho del torrent, para tomar un sendero que asciende por la vertiente derecha, y que no abandonamos hasta que estamos al pie de la Roca Gris. Para llegar a pie de vía ascendemos unos metros por la canal que queda a la derecha. El inicio es evidente y se ven los parabolts.
L1 - V Escalamos por placa tirando a tumbada hasta llegar a una franja diagonal en la que se encuentra la R1.




L2 - 6a+ Trazado apretado que busca lo difícil.Quizás el recorrido no es el lógico, pero la escalada es bonita. De buen hacer y con bastantes seguros. Algún pasete fino de pies, y continuidad si no escaqueamos por la izquierda.




L3 - IV+ / V A la salida va bien el camalot rojo o lazar una savinilla que hay. Después vamos encontrando parabolts. También tiene tendencia un poco a la derecha.



L4 - V Empieza con un pasete vertical y luego bastante más fácil, después supera un mini techito y ya por terreno ramposo va en busca de la R4 bajo el techo.
Nota: si vamos a salir por el diedro, va mejor montar la R un par o tres de metros a la izquierda, justo en el inicio del diedro.




L5 - IV Seguimos el diedro siempre con muy buen canto por todos lados, tanto en las placas como la fisura. Arriba se monta R en una árbol. Se puede proteger con lo que se lleve. Nosotros llevábamos semáforo de alien y 0,75, 1, y 2 de camalot. Puse alien rojo, C1, C2, y C0,75. Igual un camalot del tres daba más juego, pero tampoco se echó en falta.










El descenso no lo hicimos por los rapeles de la URQUIZA-OLMO por dos motivos. El primero es que no los vimos (supongo que están a la altura donde hay una fita), y el segundo es que había una cordada escalando a esa altura más o menos, de manera que seguimos un poco más y bajamos por otra vía ¿? en tres rápeles hasta la canal para luego descenderla, pasar por el pie de vía,
y volver al camino.