26 noviembre 2007

De tal astilla...

Este sábado le han podido tocar un poco de roca las generaciones venideras, a ver si con estos planes de pensiones lo tengo un poco más fácil para que me lleven a escalar cuando para cuando la cosa ya no de mucho de si (bueno mucho menos, que mucho tampoco doy ahora), y...¿por qué no?, lo mismo sale buena madera del prensado.

Dirk que también anda en la labor de ir sembrando, se ha apuntado con Noa y hemos buscado un rinconcito tranquilo y adecuado, donde el frío no aprieta y la roca les ofrece un juego perfecto.



Esta entrada viene de la mano de Andrea, que después de algunas salidas a escalar que no se han visto reflejadas en este blog, reclama su espacio.

























6 comentarios:

  1. Bien dicho FLX! Tu siembra que después nos tiene que llevar a escalar,je,je,je... me encanta que empiecen con los friends!

    Ánimos Andrea y Noa!

    ResponderEliminar
  2. Si començen aixi de fortes tant petites i a sobre catxarrejant, que es prepari l'Angela Eiter... ;)

    ResponderEliminar
  3. Felicitats!
    Fa goig veure a les criatures grimpant!
    Una salutació!

    ResponderEliminar
  4. Enhorabona!
    Molt guapes i somrients!
    salutacions!

    ResponderEliminar
  5. Pues, por lo que veo, no nos vimos de milago!!!

    Molt be, molt be! deporte & family!!! teneis tu y Dirk unas futuras "aperturistas"

    Vagi be

    Jose

    ResponderEliminar
  6. Felicidades, hay pocas cosas en el mundo que se puedan comparar con la cara de un niño disfrutando y feliz con lo que hace.
    Yo tengo un grupillo de alumnos y disfruto mas viendoles escalar a ellos que cuando lo hago yo.

    ResponderEliminar

¿como lo ves?